La princesa de Mónaco Carolina Louisa Margarita Grimaldi, la mayor de las hijas de Grace Kelly y Raniero III, nació para ser un icono de la moda. La filántropa y experta amazona, dotada con el amable encanto de la realeza monegasca, en combinación con un glamour heredado de aires hollywoodienses, no tardó mucho en convertirse en referente de estilo.

Ir a la noticia