El 7 de marzo de 2020 Meghan Markle asistió al que sería su último evento nocturo de gala: el Mountbatten Festival of Music en el Royal Albert Hall de Londres. El look que escogió para esta ocasión dejó a todo el mundo sin palabras y se trataba de un espectacular vestido largo rojo con capa de la firma Safiyaa. Las líneas del diseño son impecables pero lo que sin duda causó mayor impacto fue su color con el que lanzaba un mensaje muy claro: me voy, pero lo hago porque quiero y por todo lo alto.

Ir a la noticia